Retórica publicitaria

Las 5 figuras retóricas más utilizadas en publicidad

Comparte
Votos

Hace algún tiempo os hablamos de cómo fidelizar a través de las redes sociales, y uno de los consejos que os proponíamos era utilizar recursos literarios para fidelizar a vuestros fans, followers o clientes

 

Si bien en los ejemplos que te proponíamos de uso de recursos literarios estaban basados en los slogans de las marcas, estos recursos también se pueden utilizar de manera visual.

Y cuando utilizamos los recursos literarios gráficamente nos ofrecen infinidad de posibilidades creativas y son capaces de conseguir, no solo fidelizar a nuestros clientes, sino que además nos permitirán impactar a nuestro público objetivo, captar su atención y grabar nuestros mensajes en sus retinas y, lo que es más importante, en su memoria.

Por eso, aquí os dejamos algunos ejemplos de los que a nuestro parecer, son los recursos literarios más utilizados en publicidad:


Hipérbole:

 

 

Celo que todo lo pega, matainsectos que es capaz de matar hasta a Spiderman o el anuncio de un ventilador que es capaz de hacer volar los anuncios venidos. La hipérbole es la reina de la publicidad en todos los formatos, ya sean tradicionales o no convecionales. ¿Por qué tanto éxito? porque la hipérbole por sus características siempre consigue llamar la atención, ganar visibilidad, en muchas ocasiones es fácil de reproducir y su significado y simbolismo es fácil de interpretar. Por eso, llevar a los productos a los extremos suele ser una opción muy recurrida tanto en la publicidad como en el street marketing o marketing de guerrilla.



Comparación & metáfora:

 

 

La publicidad comparativa no es algo muy apreciado por muchos consumidores. Sin embargo, la comparación en la publicidad es un recurso muy utilizado por las marcas. Y de entre todas las comparaciones posibles, la metáfora es la forma más predominante, ya que es la forma más sencilla de comparar visualmente. Además, igual que las hipérboles, las metáforas son fáciles de representar y fáciles de entender, por lo que pueden ofrecer muchísimo juego si se utiliza con gracia y creatividad. Aquí tenéis algunos ejemplos:

 


Personificación & Animalización:

 

 

Estas son dos figuras contrarias y que a la vez son muy utilizadas en publicidad: fregonas que bailan y cantan, perros que hablan, galletas que corren… cualquier actitud o comportamiento humano es posible utilizarlo con animales y objetos para humanizar productos y acercalos al público objetivo.
Del mismo modo que es efectivo animalizar los comportamientos humanos para llevarlos al extremo más rudimentario y básico.

 

Alegoría:

 

 

Uno de los máximos esponentes de la alegoría son los anuncios de perfumes: especializados en vender olores a través de las formas de ser, actitudes, ideas, colores, y conceptos tan abstractos como el amor, la seducción, la pasión, la tranquilidad, el estatus, la inocencia, el poder, el infinito, etc. Aquí teneís un ejemplo, aunque en realidad, cualquier anuncio de perfume podría servir como ejemplo.
 

 

 

Ironía:


Este es un buen ejemplo de como la publicidad utiliza la ironía a través para anunciar un coche. "Adoro estar en arresto domiciliario ¿Qué obtengo por buen comportamiento?" porque esta sería una frase más de un anuncio cualquiera, si no fuera porque el protagonista del anuncio es el actor Charlie Sheen, que además de ser conocido como actor de películas y famosas series de televisión, también es conocido por tener problemas con las drogas, el alcohol, por haber estado en la cárcel y bajo arresto domiciliario en varias ocasiones y porque precisamente el anuncio buscara jugar irónicamente con este aspecto de la vida del actor.

Esperamos que te hayan inspirado estos anuncios.

Y recuerda, si necesitas ayuda con tus campañas de publicidad no dudes en escribirnos. Estaremos encantados de ayudarte.

Comparte

Artículos relacionados

Comenta este artículo